Este blog está dedicado a mis hobbies, ganchillo con alambre, viajar, cocinar y ante todo mis pequeños peluditos.
En el desplegable "Archivo del blog", tenéis todas las entradas disponibles.

jueves, 29 de mayo de 2014

Perlas

Como este año vuelven a llevarse mucho las perlas, he hecho este nuevo conjunto. La base está realizada en hilos de cobre dorado, bronce y negro, resultando un efecto entre dorado viejo y un tono ocre.

La pulsera lleva dos vueltas de perlas de unos 7 milímetros de diámetro y cierre de seguridad con click.
Para el colgante he utilizado unas perlas más grandes y esféricas de aproximadamente 1 centímetro, resultando su base total, una circunferencia de 7 centímetros, incluidas las perlas. Lleva cordón de seda y cierre con mosquetón.

Espero vuestras opiniones y sugerencias.
Besos.

Marita.















viernes, 23 de mayo de 2014

Conjuntos

Estoy haciendo nuevos conjuntos con collares sencillos y muy para el día a día. 

Son varios estilos diferentes: el conjunto con las bolitas flúor que tanto se llevan  (en este caso en tonos verdes, azules y amarillos), dos conjuntos en tonos dorados y por último y creo que muy original (ha quedado una gargantilla muy bonita) en tonos verdes y grisáceos sobre cinta de seda gris perla. Este conjunto lleva cristales facetados que generan mucho brillo y perlas de río verde oscuro.

Decidme: Cual os gusta más y con que tipo de ropa lo combinaríais?

Muchos besos.
























lunes, 19 de mayo de 2014

Insane Photoshop

No os he contado nunca que nos decidimos a estudiar carreras técnicas porque en realidad fracasamos como actores, y la verdad no entendemos muy bien porqué como veréis a continuación.

Nuestros primeros escarceos con el mundillo de Hollywood fue años ha con el paisano George Lucas en su casting para Star Wars. Maridín quería el papel de caballero Jedi pero lo único que le ofrecían era el de maestro Yoda y como dijo que él no se disfrazaba de berberecho verde, el resto ya es historia, a pesar de que quedábamos muy bien delante de la cámara ¿no os parece?


Tras el disgusto que sufrió maridín y mi consecuente cabreo, él decidió darse a la cerveza y fijaos el barrigote que echó. Dada la actual coyuntura decidimos presentarnos al casting de Shrek, pero esta vez era yo la que no se veía de verde aceituna, además mi tipín nada tenía que ver con el que nos sacó la cámara.
Así que una vez más, cagada al canto.


Como el tiempo pasaba y cada vez estábamos más embrutecidos, nos propusieron para el casting de Los Picapiedra, pero resultó que en aquella época el Piedrólar estaba por los suelos con respecto a la peseta, con lo cual menudo negocio que íbamos a hacer y otra película que se nos chafó.    



Cuando ya lo dábamos todo por perdido, nos surgió el casting de Piratas del Caribe, pero como obviamente todos sabréis, tampoco pudo ser.
No se que puñetas tendrá Johnny Deep que no tenga mi maridín y ya ni hablamos de la Knightley (si exceptuamos claro está ese par de flotadores de goma).



Así que en resumen amig@s, decidimos abandonar definitivamente el mundo de la farándula y volvernos a nuestra chabolita de Versalles, de la que nunca debimos salir.






domingo, 11 de mayo de 2014

Azul cielo


Tarde de domingo y he terminado un encargo para una amiga, que quería una pulsera y un colgante en tonos azules y me ha dejado un poco que se le haga a mi gusto, tras ver las que yo suelo llevar puestas y darme algunas pistas sobre sus preferencias.
Espero que le gusten y a vosotras, ¿que os parece?










miércoles, 7 de mayo de 2014

Regalo multicolor

¿Recordáis estas pulseras?. Os las enseñaba en una entrada hace unos días.



Pues bien, a un amigo le gustaron tanto que me pidió que le hiciera las mismas, pero las dos en versión estrecha como la de las bolitas flúor y así le daba una sorpresa a su mujer.



¿Qué os parecen? ¿Os gusta la mezcla o bien os resulta un poco atrevida?



Y también le he añadido una gargantilla (de las nuevas que estoy haciendo).


Aún no ha visto el conjunto terminado, espero que le guste. Es una gargantilla sencilla y muy ponible, que queda pegada al cuello y está hecha con cordón negro de seda.





Espero vuestras opiniones, que siempre son bien recibidas.
Muchos besos.
Marita


domingo, 4 de mayo de 2014

BERNARDA!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

Ya os he hablado en otras ocasiones de Bernarda, pero para el que no sepa quien era, lo vuelvo a contar: 

Bernarda era una preciosa San Bernardo y fue mi primer perro cuando salí de casa de mis padres. Fue un regalo de mi marido en nuestro primer aniversario de boda. Dado que a mi siempre me han apasionado estos animalitos y he tenido alguno desde que tengo uso de razón y que mi marido nunca había tenido ninguno, aceptó tener uno en casa porque sabía cuanta ilusión me hacía.
Fue el mejor regalo que me pudo hacer: UN CACHORRO DE SAN BERNARDO, que con tres meses ya pesaba seis kilitos de nada.
No se si tuvo algo que ver que quisiera regalarme un San Bernardo, el hecho de hacerle "tragar" las películas de "Beethoven" n veces hasta que se encaprichó de uno (jajaja).

Esta era Bernarda con tres meses, el día que llegó.

Lo primero que conoció fue la casa de mis padres, porque se la compramos a un criador en Sevilla y  tal como llegó casi que se la dejamos "endosada", porque nosotros ya teníamos billetes para un viaje, que había sido reservado antes de tener en mente, comprar un San Bernardo.
Hasta el mes siguiente no vino a Madrid.



En brazos de su "abuela", que no la soltaba ni "pa preparar la comida", jajaja.


La pelota le duró entera unos dos minutos hasta que le clavó uno de sus afilados colmillitos de cachorro:


Después vino a Madrid a conocer su casa y empezó a hacer amigos en el barrio.





Jugando con Niwa, cuando tenía unos seis meses.



Con Niwa y Golfo.

Con Boris, otro San Bernardo que por aquella época, tenía dos años aproximadamente.


En casa, con uno de sus juguetes preferidos:


A punto de cumplir un año, ya era toda una señora de cincuenta y cinco kilos. ¿A que posaba como una modelo?




Y en esta foto, ya tenía un año, recién cumplido. Lo recuerdo perfectamente porque su regalo fue ese bonito ciempiés, que le duró una semana (lo destrozó enterito, jajaja, aunque no era lo habitual en ella).

A Sevilla, volvió muchísimas veces y se lo pasaba en grande por el jardín. Le encantaba jugar con las pelotas de tenis:







Teníamos un sofá en el porche, que mi madre odiaba y siempre quería "jubilar", pero a mi me gustaba sentarme allí con Bernarda o cualquiera de los perros que hubiera en casa. Por aquella época nos había dejado  Kira (que era un cruce de Pastor Alemán y Boxer).


Ese pequeño, era Bruno de cachorro. Un bóxer atigrado, que nos dejó demasiado pronto (con 6 años).


Era tan buena, que no le importaba posar con mis gafas de sol.



También hizo algunos viajes con nosotros, aunque todos dentro del territorio nacional, como este a Segovia.






Esta foto, era en un prado que pertenecía y sigue perteneciendo, aunque ahora está mucho más bonito, a un hotel recomendado por Rusticae: El Habana, al lado de Llanes, donde pasamos cuatro días y recorrimos todos los alrededores con Bernarda.
Fueron unos días estupendos y ella se lo pasó también en grande.


En la Playa de Poo:


En el jardín del hotel El Habana:


En Covadonga:


En el Lago de Enol:


En Cangas de Onís:


En San Vicente de la Barquera:


Y a descansar tras un día de excursiones, en la habitación del hotel:


En otra ocasión, en el año 2002, fuimos a pasar un puente de primero de Mayo a Candanchú.
Cuando llegamos, después de varias horas de coche, hacía un tiempo malísimo y nos dijo la señora del hotel que había previsión de nevadas para esa noche.
Fijaros como estaba todo a la mañana siguiente, teniendo en cuenta que la tarde anterior no había nada de nieve, solo lluvia.


Era la primera vez que Bernarda pisaba y veía la nieve, con lo que cuando fue consciente de lo que era aquello blanco y frío que había en el suelo, se puso a jugar como loca. Se lo pasó de miedo, bueno y yo también. ¿Veis?

Había comprado una correa extensible de al menos 8 metros, porque me daba miedo soltarla y que se pusiera a correr y se perdiera. Mirad el lío que tenía con la cinta:



Al final, decidí soltarla, porque así no podía jugar y la verdad es que se portó muy bien





Al año siguiente fuimos con ella, también en el puente de primero de Mayo a Andorra y nos pasó exactamente igual. Llegamos y se puso a llover y al día siguiente también todo lleno de nieve, tuvimos muchísima suerte. Toda la nieve y la montaña para nosotros, porque como estábamos ya fuera de temporada, no había casi nadie.









Y aunque hay mas fotos de Bernarda y muchas más anécdotas, las dejaremos para otro día. Esta entrada ya va bien servida.
Muchos besos y espero que os guste tanto como a mí.


Nota: Las fotos no son de tan buena calidad como en otras entradas, porque dada la época en la que se hicieron, no había cámaras digitales. Están escaneadas desde fotos reveladas e impresas a la antigua usanza.